El impresionante vehículo más caro del mundo




El Rolls-Royce Sweptail es una unidad única y fabricada según las exigencias de su dueño la industria automotriz ha encontrado la manera de innovarse y llenar sus bolsillos, mediante la fabricación de autos a la medida de sus clientes. 

Los compradores desean tener un modelo único y esto es posible gracias a la modificación de detalles estéticos exteriores o terminaciones en interiores al gusto personal. Generalmente, la empresa tiene el catálogo establecido de estos cambios; sin embargo, cuando quieren algo especial y tienen cómo pagarlo, no se les puede negar. Así fue como nació Sweptail, un Rolls-Royce exclusivo.





La única unidad del Sweptail fue presentado en el Concorso de Eleganza de Villa D'Este, en Italia. El automóvil surgió tras una solicitud a la marca por parte de un cliente con su propia idea de un Rolls-Royce. El nombre del auto está relacionado con la historia de la marca,  debido a que su cola está inspirada en el remate de algunos Rolls de los años veinte.


The Telegraph señala que el carro alcanzó un costo final de casi 13 millones de dólares, estableciéndose como el auto más caro del mundo, dejando por debajo al exclusivo Bugatti Chiron, el "superauto" del momento de tres millones de dólares.El dueño del automóvil permanece en el anonimato pero es descrito por la marca como "un conocedor y un coleccionista de artículos únicos, incluyendo superyates y aviones privados".



La tradicional parrilla cromada de Rolls-Royce en este modelo sufre una modificación en el sector trasero, con una luneta en forma de V que llega hasta el final de la carrocería y hace visibles detalles de madera, cuero y metal; indican los diseñadores que esto se originó de la inspiración de exclusivos yates deportivos. Además este vehículo cuenta con un techo de vidrio ininterrumpido.


d